martes, 13 de noviembre de 2012

Enséñale a Rechazar Comida




Una de las conductas más importantes que debemos inculcar a nuestro compañero de cuatro patas, es sin duda el que no coman nada que se encuentren o que les de un desconocido (o mejor dicho que no le dé el dueño).

Puede en cierta forma parecer una nimiedad, pero esto podría llegar a salvarle de un envenenamiento, de un ladrón o un vecino malintencionado.

Esta conducta debe regirse por dos pautas: no comer nada que no le dé su dueño y no comer ni su comida hasta que se le dé la orden.
 

Lo primero es conseguir que desconfíe de la comida que se encuentre y/o que le dé un desconocido, para lo que previamente tendremos que inculcarle unas pautas alimenticias: regularidad, costumbres y obediencias. Hay muchas formas o variantes de adiestramiento para este fin, pero todas siguen unas pautas básicas: perseverancia, constancia…
Para este primer punto debe iniciarse el adiestramiento sobre los 10 o 12 meses del cachorro.

Hay múltiples trucos para inculcar al animal esto, se pueden utilizar sustancias compradas en tiendas de broma, facilitarle comida con sabores desagradables o repelentes como podría ser la pimienta o la mostaza, envolver la comida en un pequeño globo (el cual reviente al ser mordido)….. ya depende de cada persona y lo que crea conveniente, aunque si trabajamos la obediencia con recompensa con la palabra “NO” debería bastar, o sino un toque seco que llame su atención y le distraiga del alimento. Estas dos últimas técnicas me parecen más idóneas, pero tú decides, lo que si desaconsejo totalmente son los collares de descarga eléctrica.

Hay una serie de conductas que deberemos seguir para facilitarle el aprendizaje:

   1-No darle comida de la mano, para comer a su escudilla.

   2-No darle de comer entre horas, ni mientras comen los humanos.

   3-La comida siempre repartida en las mismas dosis, mismo lugar y a horas fijas.

   4-Pida y evite que amigos y familia le den golosinas (solo tú y como recompensa no habitual).

   5-Durante el paseo nunca deje que coma.

   6-Utilice siempre la misma palabra para corregirle, haciéndose idónea “NO”.



No hay comentarios:

Publicar un comentario